El lugar donde viejos roleros se reunen: Bienvenido al sitio de las leyendas.
 
ÍndiceÍndice  RegistrarseRegistrarse  ConectarseConectarse  
Dobles Doblado anuncia su retiro como modisto: "La fama me agobia"
LIBROS: "Crow": Luca Abazzia anuncia su nuevo spin-off, "En el ojo de la tormenta". Nos cuenta la historia Mireia, Ashtar y Glover en su lucha contra el inframundo. El escritor dio detalles sobre las tres guerras mágicas y reveló que pronto saldrá a la luz el desenlace de la historia entre Ashtar y Mireia.
Rolera desaparecida. Aún no hay datos sobre la rolera española Anies. Se sospecha que escapó de su casa por propia voluntad.
MANGA: Hay rumores sobre Heroes y Villanos ll. Entrevista en exclusiva con la autora, Alice Arthagon.
"Consuelo", el musical que conquisto los corazones de todos da por finalizada su gira.
LIBROS: Malas noticias para los fanáticos de "Maid Latte". Su publicación será retrasada indefinidamente.
Los números de Riujano Go caen. El juego que sorprendio a todos comienza a aburrir a los jugadores en menos de un mes.
CINE: Se acerca el lanzamiento de "Thunder Storm" y "Runners" de la mano de La Wea Entertainment.
El afamado escritor Luca Abazzia confirmó que se encuentra trabajando en dos nuevas historias. Aún no hay detalles.
SERIES: Llega la primer serie dirigida por Alice Arthagon. No hay titulo oficial, pero la misma directora reveló que será una historia llena de amistad y misterios.
Conectarse
Nombre de Usuario:
Contraseña:
Entrar automáticamente en cada visita: 
:: Recuperar mi contraseña
Buscar
 
 

Resultados por:
 
Rechercher Búsqueda avanzada
Últimos temas
» Thunder storn ROL
Sáb Jul 08, 2017 4:07 pm por Dobiwoman

» Historias de una luna carmesì (PV Tomatou)
Dom Abr 16, 2017 2:22 am por Tomatoide

» Donde la vida nos lleve (inscripción y dudas)
Jue Abr 06, 2017 9:49 pm por Riuji

» Runners (inscripciones y dudas)
Dom Abr 02, 2017 5:25 pm por Riuji

» El día que el Cuervo de Luz dejó de brillar [PVT w/Ashtar]
Miér Mar 15, 2017 7:25 pm por Riuji

» The Tower of the Seven Sins
Mar Mar 07, 2017 12:06 am por Riuji

» Thunder storm (Inscripciones y dudas)
Miér Ene 25, 2017 1:44 am por Alice Arthagon

»  La diplomacia no siempre es la solución
Dom Ene 22, 2017 12:00 am por Riuji

» Memorias de Invierno ROL
Dom Ene 08, 2017 3:23 pm por Alice Arthagon

Mejores posteadores
Riuji
 
Alice Arthagon
 
Zeruko
 
Anies
 
Kalijo
 
Lord Dobles
 
Dobiwoman
 
Tomatoide
 
Ghiz
 
Dracyo2
 
Los posteadores más activos de la semana
Los posteadores más activos del mes
Miembros que empiezan más temas
Riuji
 
Alice Arthagon
 
Zeruko
 
Dobiwoman
 
Dracyo2
 
Kalijo
 
Tomatoide
 
Anies
 
Ghiz
 
Valanar
 
Argumentos más vistos
Ángeles y demonios
Escuela de sangre
Academia de Magia
Academia de magia: El despertar.
Datos: La caza de los corazones.
Academia de Magia
La leyenda de los mares
La nueva era élite
Maid Latte♥~!
Escuela de sangre

Comparte | 
 

 Las arenas traicioneras de una tierra lejana [Priv.Tomato]

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo 
Ir a la página : Precedente  1, 2, 3, 4, 5, 6  Siguiente
AutorMensaje
Tomatoide
Rolero experimentado
Rolero experimentado
avatar

Mensajes : 582
Fecha de inscripción : 28/06/2014
Edad : 17
Localización : In llur jart

MensajeTema: Re: Las arenas traicioneras de una tierra lejana [Priv.Tomato]   Miér Feb 10, 2016 11:52 pm

-¿En algun momento sentiste que me sentia especial por tus comentarios querida? Y sobre la primera pregunta es facil de contestar pero no deseo explicar mas, Blanche no se alegraria ni Darius se pondria feliz de hablar sobre eso, asi que por tu seguridad... No te metas en ese tema, y no lo digo por amenaza, si no por tu bien. Darius no es una persona de bien, y dudo que el tenga paciencia para tratar con una mujer como esta, mil favores de los dioses podra tener... Pero si Darius la ve, la acabaria sin dudarlo, asi como lo haria yo si tuviera mi magia.
-Y me alegro que no tengan interes, menos problemas. Dije mientras seguia escuchando, su confianza en su habilidad magica no ha de ser solo porque si ademas de ser contratada por Jastor... Pero que se crea mejor que yo, ¿Esto es enserio? Tsk, que molestia con la gente relacionada con los Dioses, siempre han sido un puto problema.
-Entonces si soy tan facil de leer, en vez de estar haciendo preguntas tontas deberias de buscar en mi interior todas las respuestas, ¿No lo crees? ¿O simplemente estas haciendo alguna clase de juego eh? Podra ver mi futuro o mi pasado con claritud pero si tanto es, entonces que no me moleste ya que sabe todo de mi, no es que tenga muchas cosas que ocultar.
-No estoy confiado pero tampoco le tengo miedo a la oscuridad que se asoma, tu sabras acerca de las catastrofes que podria traer el futuro, pero yo las enfrentare, y veras cuando salga victorioso y mas poderoso que nunca... Y en ese momento, me reire. Dije, mientras observaba con una sonrisa el horizonte, por un segundo pude observar... Un mundo extraño, un trono, una calavera, todo parecia tan lugubre... Pero yo estaba sentado en ese trono, ¿Que demonios fue eso? No le puse importancia y segui observando a Melleah.
Volver arriba Ir abajo
Dobiwoman
Mod
Mod
avatar

Mensajes : 658
Fecha de inscripción : 28/06/2014
Edad : 20
Localización : En la concha de tu madre

MensajeTema: Re: Las arenas traicioneras de una tierra lejana [Priv.Tomato]   Jue Feb 11, 2016 12:26 am

- Sé cuidarme sola, Asthy. No tengas miedo.

Una soberbia sonrisa se le dibujo en su rostro.

- Puedo ver dentro tuyo pero hay cosas que permanecen bloqueadas, no son muy nitidas o necesitan una gran comprensión. Aparte, me gusta jugar contigo, Asthy. Hablame sobre tu relación con Mireia Nailet y tu madre.

Melleah le encantó esa manera de cómo habla sobre su confrontación contra la oscuridad

- Hablas como un niño pequeño, Alarion. Lo que no te mata te fortalece, esa es la gran premisa de tu familia... pero a veces te deja tan debil como una hormiga.

_________________
Soy tu zorrita bien ardiente papi
Volver arriba Ir abajo
Tomatoide
Rolero experimentado
Rolero experimentado
avatar

Mensajes : 582
Fecha de inscripción : 28/06/2014
Edad : 17
Localización : In llur jart

MensajeTema: Re: Las arenas traicioneras de una tierra lejana [Priv.Tomato]   Jue Feb 11, 2016 12:43 am

-Y se supone que el soberbio soy yo. Dije levemente con un tono algo amargo, pero con una sonrisa burlona en mi rostro, pero claro todo eso se borro cuando menciono a Mireia, mi rostro por unos segundos fue totalmente frio hasta que volvio a su neutralidad.
-Antes de todo esto tenia una buena relacion con ella, era mi mejor amiga de hecho... Pero nuestros caminos tomaron rumbos muy diferentes, el de ella era el auto-sacrificio para sus aliados, el mio siempre ha sido la busqueda del poder para eliminar al mal, y nunca he tolerado el camino que ella eligio, y al final eso nos separo, demasiado. Dije en un arranque de sinceridad ante Melleah, pero con mi madre... Mi familia nunca me ha importando y el respeto y cariño que le tengo a esa mujer es solo por ser mi progenitora.
-Nunca me he preocupado mucho de mi madre, solo la quiero por el hecho de que fue mi progenitora y durante el tiempo que pudo me protegio, hasta que inicie mi entrenamiento y me desvincule demasiado.
Sobre ese comentario solte una pequeña risa.
-La debilidad es momentanea en esos casos Melleah... La fuerza que ganas al recuperarte despues de eso es para siempre.
Volver arriba Ir abajo
Dobiwoman
Mod
Mod
avatar

Mensajes : 658
Fecha de inscripción : 28/06/2014
Edad : 20
Localización : En la concha de tu madre

MensajeTema: Re: Las arenas traicioneras de una tierra lejana [Priv.Tomato]   Jue Feb 11, 2016 1:29 am

Melleah miraba a Asthar con una clara expresión de molestia y deseo. Le parecía muy irritante....y demasiado interesante.

- Darius Brennian es apenas una mancha sombría en esta existencia comparada a lo que fue ne vida. No me matara, eso estoy bien seguro.

Escuchó con claridad las diferencias entre Mireia y Asthar, sobre cómo los dos tomaron caminos diferentes.

- Inmolarse por alguien es algo muy noble, pero para qué perder tu vida si no puedes disfrutar aquella a la que salvaste. Lo mismo ocurre con la busqueda del poder. Sí, tendras bastante poder para tus seres queridos y aliados, pero el propio camino para obtenerlo te hace aislarte de todo. ¿Para que quieres tener poder si no hay nadie a la quien proteger?

Sintio pena por Asthar debido a su relación con su madre. La bruja miraba a Asthar cual cachorro indefenso. Su rostro cambio por la de una mueca de desacuerdo.

- No, por supuesto que no. Varias situaciones no te dan poder, simplemente te debilitan para siempre. Te dejan tan fragil como una mariposa en su crisalida.

_________________
Soy tu zorrita bien ardiente papi
Volver arriba Ir abajo
Tomatoide
Rolero experimentado
Rolero experimentado
avatar

Mensajes : 582
Fecha de inscripción : 28/06/2014
Edad : 17
Localización : In llur jart

MensajeTema: Re: Las arenas traicioneras de una tierra lejana [Priv.Tomato]   Jue Feb 11, 2016 6:05 pm

-Si tu lo dices. Fue mi reaccion ante el comentario de Darius, es cierto que una vez hace mucho tiempo fue muy poderoso hasta que fue superado y traicionado por Zalek, para seguir cumpliendo con su revolucion y sus ideales... Pero eso no significa que despues de la muerte se haya hecho debil, a Darius no le gustaria ese comentario.
-El poder que busco no solo es para proteger a los demas, es para protegerme especialmente a mi, para eso es mi poder. Siempre me he puesto adelante de cualquier situacion de vida o muerte, no me gusta salvar a los demas y menos arriesgar mi vida por la de otra persona a no ser que sea criticamente necesario, por ende, mi poder no es para proteger a los demas, si no para protegerme a mi, y ayudar a los demas a defenderse.
-Cualquier experiencia por muy dura o dificil que sea siempre otorga fuerza y experiencia, en mi caso todo lo que me sea un reto es experiencia y un nuevo poder, nuevos conocimientos... Todo. Este es mi entrenamiento... Un entrenamiento muy fuerte, y el mundo es mi patio de entreno...
-¿Cual es tu camino, Melleah? ¿Para que utilizas tu el don de la magia negra? ¿Para que deseas o ocupas ese poder, eh?
Volver arriba Ir abajo
Dobiwoman
Mod
Mod
avatar

Mensajes : 658
Fecha de inscripción : 28/06/2014
Edad : 20
Localización : En la concha de tu madre

MensajeTema: Re: Las arenas traicioneras de una tierra lejana [Priv.Tomato]   Jue Feb 11, 2016 10:42 pm

Mantuvo silencio cuando habló para que buscaba tener poder

- ¿De qué te proteges? ¿Del mundo? ¿De otras persona? El poder en muchas ocasiones es algo muy vacuo, en otras es tan importante como respirar. Dime ¿Quién te protegera de ti mismo, de tu propio poder? La única que podía hacerla esta distanciada de tí, y eso es una lástima.

Se encogió de hombros.

- Quizas tengas razón, pero ¿Vale la pena todo esto a cambio de tu propia vida, metaforicamente hablando por supuesto?.

Se quedo pensando en la respuesta ante la pregunta de Asthar.

- Soy una hoja que se deja llevar por los vientos de la magia, Asthy. No sigo ningun camino ni ideología, vivo la manera como yo quiero y no como dice un dogma. Seguir el camino del poder o del sacrificio y cumplirlo a rajatabla no es vida. ¿Para que usó mi magia negra? Para puro beneficio personal y porquiero. Además...

- ¡DETENGANSE, DETEGANSE!

Por el grito de Henry, los bedouen de Asthar y Melleah detuvieron la marcha. En medio del desierto, sobre el Sendero de Sal había trece niños empalados en lanzas de madera y con un cartel que cuelga de ellos que dice claramente: "Vayanse de aquí" o "No avancen más o moriran". Los pequeños cadaveres estaban amarillento por la arena y el viento caliente del desierto. Una gran nube de moscas pululeaba entre los cuerpos, disfrutando de la podedumbre. Henry hizo todo lo posible para no vomitar y la bruja trotó un poco más hasta estar en frente de los trece niños empalados. Los ojos violaceos de la mujer de Rhys estudiaba con repugnancia el nefasto hecho.

- Tenemos que retroceder y buscar otro camino. Es nuestra única opción

- No, no pienso volver atrás. Seguiremos por el Sendero de Sal, cueste lo que cueste

- ¿Estás loca? Terminaremos como ellos. No pienso morir de esa manera.

- No hay nada de que preocuparse. Me tienen a mí. Si nos topamos con los hijos de puta que hicieron eso, la pagaran MUY caro. ¿Tú que opinas, Asthar? ¿Seguimos o retrocedemos?

_________________
Soy tu zorrita bien ardiente papi
Volver arriba Ir abajo
Tomatoide
Rolero experimentado
Rolero experimentado
avatar

Mensajes : 582
Fecha de inscripción : 28/06/2014
Edad : 17
Localización : In llur jart

MensajeTema: Re: Las arenas traicioneras de una tierra lejana [Priv.Tomato]   Jue Feb 11, 2016 11:02 pm

¿Porque me protejo? Las palabras de Melleah resuenan en mi cabeza una y otra vez, chocando con mis conocimientos o mis ideales de alguna manera, la unica persona que puede protegerme de mi mismo... ¿Haciendo que eh? No le interesa en lo mas minimo, y no necesito a nadie para ser salvado.
-Yo no veo algo que me diga lo contrario Melleah. Dije mientras seguia avanzando sin darme cuenta de los alrededores, sus palabras acerca del camino que tomaba simplemente me tomaron algo desprevenido, no me esperaba esas palabras salir de su boca, una maga negra que solo va por la vida cumpliendo sus deseos... Sin un motivo en especial mas que ese.
Iba a responderle pero Henry nos detiene, y puedo entender el porque, al observar a esos 13 niños empalados cruelmente en el camino, su color, sus rostros de agonia y desesperacion... Cuando observe este horrible acto, mi iris empezo a brillar con un color azul diamante sin que yo me diera cuenta, estaba totalmente enfadado.
-...Esos niños eran debiles y no pudieron salvarse de ese cruel destino... Pero aprovecharse de la debilidad de un niño y hacerles esto sin motivo... Apretaba mis dientes con enojo, esto es... Inhumano.
-Avanzaremos sin dudarlo, y si los encontramos, hare todo lo posible para eliminar sus malditas existencias de este universo. Dije con una mirada determinada y furiosa... Quizas hasta deba de usar las "canicas magicas"...
-Estos malditos lo pagaran caro.
Volver arriba Ir abajo
Dobiwoman
Mod
Mod
avatar

Mensajes : 658
Fecha de inscripción : 28/06/2014
Edad : 20
Localización : En la concha de tu madre

MensajeTema: Re: Las arenas traicioneras de una tierra lejana [Priv.Tomato]   Vie Feb 12, 2016 12:24 am

No tuvieron que andar mucho para toparse con una aldea destruida y masacrada por completo. Las circulares casas de areniscas estaba derrumbadas o carbonizadas. Cuerpos descuartizadas de todas las maneras posible cubrían todo el suelo. Henry ya tenía desenvainada la espada de oricalco y Melleah prestaba atención con las manos preparadas para lanzar hechizos. En el corazón del pueblo se veia a una figura misteriosa que limpiaba la sangre impregnada en su peculiar arma.  
Melleah se sentía MUY incomada rodeada de tanta muerte y sintiendo la energía del extraño hombre. Henry no era ajeno a ese sentimiento ni los mucho menos los bedouen que permanecían inquieto a causa del aroma metalico de la sangre. Antes de que pudieran decir o hacer algo, el hombre de armadura realizó un movimiento horizontal con su arma, lanzanda una poderosa rafaga de viento cortante. La bruja saltó a tiempo del beoduen y lo evadió a tiempo, Henry reaccionó un poco tarde y quedo herido del muslo izquierdo... pero ¿Qué paso con Asthar?

_________________
Soy tu zorrita bien ardiente papi
Volver arriba Ir abajo
Tomatoide
Rolero experimentado
Rolero experimentado
avatar

Mensajes : 582
Fecha de inscripción : 28/06/2014
Edad : 17
Localización : In llur jart

MensajeTema: Re: Las arenas traicioneras de una tierra lejana [Priv.Tomato]   Mar Mar 15, 2016 6:45 pm

-Esto es increible en todos los aspectos... Dije al observar todas esas casas destrozadas, todo esta destruccion que estoy contemplando, no me siento triste sinceramente, me siento enojado, claro esta que yo he hecho asesinatos toda mi vida, pero jamas he hecho algo asi y no tengo motivos, siempre lo hago para eliminar a la oscuridad... ¿Cual sera el motivo de esto?
No me siento incomodo, la muerte siempre me ha abrazado, esto simplemente me pone a pensar y pensar... Observo a los demas, se sienten incomodos, y lo comprendo al observar esta escena mas a ese hombre que limpiaba su espada llena de sangre que sin duda es el causante de todo esto... Y no parece ser un hombre de muchas palabras.
Evadirlo no fue mucho problema para mi, dando un gran salto logre evitar el golpe elemental que iba dirigido hacia mi, aunque tengo un problema y es mi magia... Lo unico que me mantendra a salvo es mi fuerza fisica, y estoy muy seguro de que podre aguantar bien pero... Sera molesto.
-Este tipo no parece ser de muchas palabras, ehh... ¡¿No te gusta hablar, eh colega?! Grito con enfado mientras preparaba agarraba tres cuchillas con cada mano, observando con detenimiento a ese extraño hombre, esa armadura sera un problema, tiene pocas aberturas y tengo que darle en una zona critica... Vamos Melleah, a ver que logras conseguir.
-No me importa el porque hayas hecho esta destruccion pero... De que lo pagaras, eso no lo dudes.
Volver arriba Ir abajo
Dobiwoman
Mod
Mod
avatar

Mensajes : 658
Fecha de inscripción : 28/06/2014
Edad : 20
Localización : En la concha de tu madre

MensajeTema: Re: Las arenas traicioneras de una tierra lejana [Priv.Tomato]   Sáb Mar 19, 2016 7:47 pm

El individuo mantenía distancia con su arma. No era estúpido, sabía que lo superaban en número, a pesar de que Henry estaba herido y detectaba la ausencía de magia en los dos hombres del grupo.
Con una voz solemne, el guerrero dijo:


- No, tú lo pagaras caro por tu insolencia.

Extendió su espada en dirección a Asthar y con el poder de los vientos, se impulsó hacia él para atravesarlo. Sin embargo, Melleah fue lo suficientemente rápida como para detenerlo. La arena del suelo rodeó al enemigo y lo aprisionó hasta inmovilizarlo. Cuando la bruja cerró su puño derecho, la arena comenzó a ejercer una presión colosal hasta aplastarlo... o no. Su espada abandonada en el suelo se elevó. Girando en movimientos circulas, liberó a su amo de la prisión de arena y de un saltó recuperó la compostura, ya con su extraña espada en mano. El guerrero no estaba del todo ileso, tenía un brazo torcido y el blindaje de su pecho, abollado. Agarrando con una sola mano su larga espada, se impulsó otra vez con el viento y cargó contra Asthar.

_________________
Soy tu zorrita bien ardiente papi
Volver arriba Ir abajo
Tomatoide
Rolero experimentado
Rolero experimentado
avatar

Mensajes : 582
Fecha de inscripción : 28/06/2014
Edad : 17
Localización : In llur jart

MensajeTema: Re: Las arenas traicioneras de una tierra lejana [Priv.Tomato]   Mar Abr 05, 2016 8:33 pm

-Detesto a los tipos como tu. Fue lo que dije con cierta molestia, no puedo utilizar mis trucos que tengan que ver con magia elemental porque este tipo podra usarlos en mi contra, admito que me sorprendio ese ataque de Melleah, fue algo muy inteligente si no fuera porque esa espada tiene algo raro...
-Buen ataque, cariño. Fue lo que dije al observar a ese tipo, no lo quiero asesinar... Quiero dejarlo vivo y averiguar el porque de estas acciones, asi que cuando veo que se dirije hacia mi persona esbozo una sonrisa burlona y me quedo estatico, la mejor defensa es un buen contra-ataque asi que decido lanzarme directo hacia el, para evadirlo en ultimo momento... Pero aunque logro hacerme un corte horizontal en el pecho, tenia en mi mano dos "esferas" de un color morado brillante, las aplasto con toda la fuerza de mi mano y se las lanzo como balas hacia sus piernas... Aunque no hicieron nada por unos segundos y retrocedo rapidamente con un gran salto, mientras me tocaba mi herida... Mi cuerpo no tardara en curar esto con el poder de Igran...
-Oye amigo, deberias de cuidar tus piernas. Fue lo que dije como burla, mientras las esferas explotaban simultaneamente, liberando una clase de acido que iba a afectar a sus piernas y un poco de lo que salpique en su cuerpo... Ya no se podra mover, esto tiene que ser un jaque mate... Si no es que su espada sea mas rara de lo que espero.
Volver arriba Ir abajo
Dobiwoman
Mod
Mod
avatar

Mensajes : 658
Fecha de inscripción : 28/06/2014
Edad : 20
Localización : En la concha de tu madre

MensajeTema: Re: Las arenas traicioneras de una tierra lejana [Priv.Tomato]   Dom Abr 10, 2016 2:31 am

El violaceo liquído corrosivo carcomió el metal de la armadura y llego a hasta la blanda carne del guerrero. Con un brazo roto, dos pierna gravemente heridas y la armadura arrruinada, el desdichado caballero se mantenía parado con la ayuda de su espada. Si sentía dolor, lo estaba simulando muy bien. Pero esto no era lo más sorpredente sino el hecho de que Asthar haya usado magia. Era insolito, él mismo había dicho que después de usar la magia del Vacio, sus habilidades arcanas estarían bloqueadas por tres días. Los más confundidos eran el espadachin y la propia Melleah, ambos sintieron por completo la ausencia de magia en el Alarion, ¿Acaso saco su poder de una reserva oculta, estuve mintiendo todo este tiempo o algun ente intervino para ayudarlo? Teniendo al enemigo casi a su merced, no era momento de responder ese enigma.
Iba a morir, él estaba seguro de eso pero no sin antes cumplir su misión: darle una lección a Asthar Alarion. Imbuyó de energía la espada y dicha arma salio disparada con gran potencia hacia el mago negro. El pobre Alarion murió tragicamente...o hubiese morido si Melleah de Rhys no se hubiera interponido entre la espada y el etheita. Para sorpresa de Asthar y Henry, la bruja no sangraba, lo que generalmente hacian las personas cuando tienen atravesada una larga hoja de espada, ni tampoco se inmutaba de dolor. No se podía decir lo mismo del guerrero. Magicamente una profunda y sanguinolenta brecha apareció en su pecho y una sangre negruzca salia a borbotones del orificio de su yelmo, parecía como si hubiese recibido la estocada de su arma. Melleah se arrancó la espada incrustada en su pecho y como si no le hubise pasado nada, saltó sobre encima del caballero y lo derribó. Sentir como apretaba sobre su garganta el frío acero de su propia arma no era algo que le agradaba al caballero. Tampoco le gustaba tener todo el peso de la bruja sobre su destruido pecho. Moribundo, miro con indiferencia a su verduga mientras ella le decía:


- ¡¿Quién te envio? ¿Quién mierda te envio?!

Solo estuvo de respuesta agonicos estertores, se estaba ahogando con su sangre. Sea por arrepentimiento o por una posible salvación, el caballero le dijo más o menos lo que quería.

- Jubail...dioses...condenado.

Esas fueron sus últimas palabras antes de ver el rostro de Arkay. Luego de su muerte, el cuerpo inerte del guerrero se desvanecio y su espada se convirtio en polvo entre las manos de Melleah. La bruja se acercó a Asthar y Henry para ver cómo estaban. Con un simple conjuro sanó la herida de la pierna de Henry y le le dedicó una pequeña mirada de desconfianza a Asthar, probablemente por no decirle la verdad sobre su magia.

- ¿Te esta buscando Jubail, a quién hiciste enojar de ahí? Cuentamelo después, ahora tenemos otro problema: los cuerpos de los aldeanos. Tenemos que enterrarlos y...  

- No, absolutamente no.- interrumpio el Celtigar- Estos cadaveres no son nuestra responsabilidad y no tenemos tiempos para perder jugando a los sepultureros si nos estan pisando los talones más hombres como el guerrero que acabamos de enfrentar. Continuemos y dejemos que se encarguen las aves rapaces.

A pesar de la inesperada dureza de Henry, Melleah aceptó, resignada. Tenía que ser realista, era una perdida de tiempo pero ninguno de los inocentes pueblerinos merece ser la comida de un buitre, además no ser enterrado como dictan las antiguas religiones serkonas dificultaba al espirituo del muerto llegar al otor mundo.
No era necesario ver el cielo para darse cuenta que estaba por anochecer ¿Pasaron todo el día luchando contra el guerrero o el tiempo se había vuelto loco? Nadie lo sabía. Remontaron sobre sus bedouen y siguieron el Sendero de Sal. La doncella de Rhys evitó dar un último vistazo al pueblo, si fuera por ella pasaría toda la noche para darle una digna sepultura a los muertos pero tenían una misión que seguir. Para evitar el silencio incomodo en el grupo, Henry cantaba viejas canciones de marineros, contaba anecdotas que tuvo en las Islas de Gristol y chistes de humor negro que no demostraban piedad con ninguna raza o etnia del mundo.  
A varias leguas del extinguido pueblo se encontraba un extenso pero calmo río. Existía un puente de arenisca que llevaba al otro lado porque era lo suficientemente profundo como para no poder vadearlo. Fue una decisión unanime descansar cerca del río, luego de todo lo que paso y el largo camino que recorrieron. Era necesario despejar un poco la cabeza, todavia quedaba un buen trecho y quien sabe con quiénes o qué se toparan. Carne en salazón, pan duro y agua era la fría cena de los tres. Era innecesario y arriesgado hacer una fogata, la luna llena iluminaba la noche con su fulgor plateado. Henry fue el primero en caer en los brazos de Hypnos, era el que estaba más cansado y eso que no hizo practicamente nada. Asthar era el que tomaba era el primero que tomaba la vigilancia pero Melleah todavía seguia despierta. Miró a Asthar con sus dulces ojos amatista y lo agarro suavemente de la mano. 


- Ven, tenemos que hablar. Tu y yo, a solas- susurro, mirando de reojo a un dormido Henry.

Lo llevo a las orillas del río donde ambos se sentaron. Los pequeños pies de la bruja tocaban el agua, sin miedo de que el río albergue cocodrilos o alguna otra alimaña. El río actuaba como un espejo acuoso, reflejando la majestuosa imagen de la luna llena.

- Dime, ¿cómo pudiste hacer magia? Tú mismo dijiste que durante tres días eras incapaz de realizar hasta el más debil de los hechizos y la falta de mana en tí me lo confirmo. Así que hay dos opciones: nos mentiste y estuviste escondiendo tu energía o de la nada recibiste un chispazo de poder.  

Miró su propio reflejo en el agua y luego un vistazo a las estrellas del cielo, cada una parecían diamantes que embellecían el firmamento.

- Ya van dos días en Serkonos y tienes enemigos en Jubail. ¿Qué hiciste para ganarte el odio en la Ciudad de los Dioses?  

Miró al horizonte, especificamente al norte. La luz lunar no llegaba a todo el desierto, incluso en luna llena o de día existen rincones que siempre estaran bajo las sombras.  

- Ya que vamos a las ruinas de Shazdar ¿Conoces la historia de los Reyes Funerarios, los antiguos monarcas de la caida Osirian?  

_________________
Soy tu zorrita bien ardiente papi
Volver arriba Ir abajo
Tomatoide
Rolero experimentado
Rolero experimentado
avatar

Mensajes : 582
Fecha de inscripción : 28/06/2014
Edad : 17
Localización : In llur jart

MensajeTema: Re: Las arenas traicioneras de una tierra lejana [Priv.Tomato]   Sáb Abr 16, 2016 1:17 pm

Por un segundo pensaba que tenia todo bajo mi merced, pensaba que este tipo se iba a rendir y simplemente moriria como castigo de todo lo que ha hecho pero no es tan facil... Este maldito imbecil causo una reaccion en mi que no me gusto en lo minimo.
-¡MELLEAH! -Grite como signo de preocupacion ante ese ataque que recibio directamente para protegerme, por unos segundos solo observaba ese liquido oscuro y habia comprendido lo que habia hecho Melleah, era una maldita maldicion que le impuso al caballero, aunque escuchando sus palabras hay algo que no esta bien... Si los dioses lo enviaron a el para asesinarme por lo que hice en Jubail, ¿Entonces porque asesino a todas esas personas? ¿O habra sido otra persona...? Esto es extraño, pero ese bastardo ha recibido su leccion.
Ignore mi grito de preocupacion, como si no quisiera aceptar el hecho de que en realidad me preocupe por ella, desde que me hablo ignore todo, lo que discutian me parecia indiferente y no iba a perder mi tiempo enterrando a los muertos... Esto es una molestia.
-Deberias de estar descansando, tsk. -Digo con un tono de cierta molestia al saber que Melleah esta despierta pero sin dirigirle la mirada en ningun momento, solo observo a la brillante luna... Como si estuviera hipnotizado o embobado por su belleza.
Negarme a acompañarla seria estupido, por lo cual la acompaño, mientras observaba el paisaje que me estaba cautivando, pero tengo que contarle mi secreto y eso es una molestia... Pero no tengo otra opcion, al final es una aliada.
-No puedo usar magia pero tengo recursos para sobrevivir sin ella... Uno de ellos es el alma de dragon que llevo en mi interior, y estas canicas. -Saco de mi bolsillo unas canicas que no irradian ningun aura de magia, pero mis ojos volvieron a tener ese color azul diamante y el iris de mis ojos delgado, mientras la observaba. -Antes de que digas algo, yo no cazo dragones ni asesine a uno... Pero vi morir a uno, que era como mi mascota, y... He aqui. Digo mientras el color de mis ojos regresa a la normalidad. -Estas canicas son para casos de emergencia mios, cualquiera los puede utilizar... Cada canica es un hechizo para diferentes situaciones, como la que pasamos... Al recordar esa escena en donde Melleah fue atravesada y yo me preocupe he vuelto a sentirme enojado... Yo no me preocupo por nadie... Pero aun asi lo hice, tsk, que mierda.
-Digamos que en Jubail use mi Magia del Vacio y por eso me salve de incontables maldiciones pero no comprendo como aun asi fui buscado... Es extraño. Digo mientras observo el cielo despejado, la luna llena y las bellas estrellas adornando el cielo. -¿Los Reyes funerarios? Hmmm... Desconozco su historia, no creo que te moleste decirmela, ¿O si? Digo como una pequeñisima broma y una sonrisa... ¿Amable? en mi aparece, pero... Eso es algo raro en mi.
Volver arriba Ir abajo
Dobiwoman
Mod
Mod
avatar

Mensajes : 658
Fecha de inscripción : 28/06/2014
Edad : 20
Localización : En la concha de tu madre

MensajeTema: Re: Las arenas traicioneras de una tierra lejana [Priv.Tomato]   Dom Abr 17, 2016 9:39 pm

Melleah le devolvió la sonrisa a Asthar. Sentía pena por la muerte de su dragon y curiosidad por su estadia en Jubail, pero tenía algo que hacer: ilustrar al Alarion con la historia de los Reyes Funerarios. Se aclaró la garganta, coloco su mano sobre la de Asthar y decidio empezar con el relato:

- Hace muchisimo tiempos atrás, Serkonos no estaba formado por decenas de ciudades-estados, independientes entre así, ni tampoco se llamaba así. En la Era de los Heroes, Serkonos recibía el nombre de Osirian y  era gobernado en su totalidad por un extenso y poderoso imperio cuyos lideres eran reyes y faraones.

Con un pequeño roce de su mano en la superficie del río la imagen reflejada fue cambiada por una vista panoramica de la vieja Osirian. No existian palabras para describir la belleza y ostentosidad de la región.  

- Centenares de dinastias y linajes tuvo Osirian en sus milenios de existencias pero los más importantes fueron los Reyes Funerarios, una larga sucesión de faraones que impusieron una extraña costumbre: la momificación. Los faraones creían que la muerte representaba la separación entre el cuerpo y el alma que luego se volverían a unir en el Reino de las Almas, un mundo completamente diferente al Inframundo y a las Tierras Celestiales. Por ende, para purificar el cuerpo y volverlo divino era necesario embalsamarlo.

El agua mostraba detalladamente el grotesco proceso de la momificación. Los encargados del embalsamiento llevaban puestos una mascara de chacal y repetían un cantico arcaico.  

- Las piramides pasaban de ser templos a convertirse en el mausoleo personal del faraon. Dentro de ellas eran sepultados junto con sus riquezas, esclavos, trofeos de guerras y demas cosas que necesitarían en el Reino de las Almas, entre ellas ejércitos enteros que le juraron eterna fidelidad al rey.
Bajo el liderazgo de estos faraones, el pueblo poco a poco comenzaba a obsesionarse con la muerte y con la futura estadia en el Reino de las Almas, y esto conllevo a incontables suicidios masivos, gente de todas las clases sociales vivian sola y únicamente por el anhelo de ser momificados.


A traves del reflejo del río se podía ver la histería y la enfermiza adoración a la muerte del pueblo osiriano. A las afueras de un templo una pequeña multitud de gente se quitaba la vida clavandose una espada de bronce en el estomago. El arma blanca pasaba mano en mano, hasta niños pequeños se suicidaban voluntariamente en busca de una mejor vida en el Más Alla.

-Por supuesto, el recalcitrante culto mortuario arrastró a Osirian a la decadencia; había más muertos que vivos, las ciudades eran practicamente necropolis en desarrollo. Por suerte o por desgracia, muchos esclavos aprovecharon el fragil estado de Osirian para rebelarse contra sus amos, lo mismo ocurrio con varias ciudades que estaban cansadas de los costosos tributos que tenían que pagar para vivir bajo la protección del faraón. Los insurgimientos, sumados a las malas cosechas e incursiones militares de Varisia, causó la caida de Osirian y de los Reyes Funerarios.  

No era muy agradabe observar como Osirian, aquel gran imperio que minutos antes parecía la tierra de los dioses, pasaba a ser puro fuego y sangre. Pero cual ave fenix, de las cenizas de los faraones surgio Serkonos.

- Pero no te creas que ese fue el fin de los Reyes Funerarios. Segun las leyendas ellos volveran con sus legiones de muertos para reclamar las tierras que les pertenecía en vida. Otros piensan que abandonaran el Reino de las Almas solo para defender a Serkonos y sus antiguos dominios de una gran amenaza. Algunos afirman que solo se levantaran de sus criptas si son perturbados de su eterno letargo o su cuantosa fortuna es saqueada por personas indeseadas. Sí, podrías decir que son simples historias pero existen avistamiento de momias por estas tierras malditas que nadie se atreve entrar, especialmete en Shazdar. Así que... si ves un pedazo vendado de carne podrida, es probable que sea un Rey Funerario.

Su relato terminó con una dulce sonrisa y un inesperado beso, mientras una estrella fugaz surcaba el firmamento con un resplandor violaceo. Ambos se dejaron llevar por la pasión, en las aguas del río sus cuerpos se hicieron uno. Despreocupados, se olvidaron de Jubail, del guerrero, del pueblo masacrado, del viejo Gallywix, de los Reyes Funerarios, se olvidaron de absolutamente todo. Para ellos, en esa noche estaban solos en el mundo.
El sol se asomaba por el este. Asthar y Melleah dormian acurrucados y cubiertos por una delgada capa de seda, perteneciente a la mujer de Rhys. Ni la cegadora luz dorada pudo despertarlos; Henry fue quien, entre chistes y regaños, despertó a los dos y los obligo a ensillar para continuar de inmediato con el viaje. El miedo de encontrarse con otro caballero era fuerte en el Celtigar. Mellea galopeaba detras de Asthar, cuidandole la retaguardia a la vez que Henry los guiaba a Shazdar con el mapa.
A medida que avanzaban el paisaje se tornaba más lugubre. La arena se la veía más grisacea; se podia encontrar huesos y calaveras pavimentando el camino; a los lados del Sendero de sal podías mirar torres derruidas, piramides sin finalizar y carcazas de pueblos tragados por la arena. Las aves rapaces volaban en circulos sobre ellos ¿Era un presagio de lo que vendría? El Sendero de Sal terminaba justo donde empezaba Shazdar...bueno, lo que quedaba de ella. Sobre las ruinas y escombros se alzaba una formidable piramide. En la entrada de la misma habían tres estatuas que sostenía el techo de la misma y representaban a los principales dioses de la extinta cultura Osirian. "Que mejor escondite para un dragón que una piramide abandonada" pensaron todos y allí se dijieron PERO había un gran obstaculo: él. Sentado sobre una pila de momias destruidas, la nueva amenaza del grupo se levantó al detectar la presencia de los tres. Asi sin mas, se levantó y desenvaino su espada apuntando al mago negro.


- Yo, Sir Iladir de Gardean, acabare contigo, Asthar de Etheit, por sus ofensas hacia Jubail y su gente. Que los dioses guien mi espada.

El arma del caballero se encendió de fuego y los orificios del yelmo desprendía un fulgor parecida a las de las brasas. Clavó la espada al suelo, conjurando tres columnas de fuego debajo de cada uno para matarlos. Mellea y Henry fueron capaces de abandonar la montura ants de que las llamas pueda devorarlos. Los pobre bedouen quedaron carbonizados en segundos... ¿Asthar también?

_________________
Soy tu zorrita bien ardiente papi
Volver arriba Ir abajo
Tomatoide
Rolero experimentado
Rolero experimentado
avatar

Mensajes : 582
Fecha de inscripción : 28/06/2014
Edad : 17
Localización : In llur jart

MensajeTema: Re: Las arenas traicioneras de una tierra lejana [Priv.Tomato]   Jue Jun 02, 2016 6:06 pm

Escuchaba todo lo que ella me decia con interes, esta informacion sin duda alguna es interesante... Pero eso demuestra de que un Imperio no es para siempre, actualmente no es nada parecido este lugar a como ella lo plantea... Aunque una necropolis... Los necromantes que se dignen a venir a este lugar podrian enfrentarse contra poderes increiblemente superiores, o incluso aun si controlan esos lugares... El mundo enfrentaria esa amenaza, es algo que deja en que pensar.
Aunque no tuve tiempo de pensar demasiado en eso, por el deseo y la lujuria ella logro enredarme en una red de telaraña que no podia escapar y solo deje que mi cuerpo siguiera cada movimiento de ella, como una armonia totalmente sincronizada.
Claro, todo paso y al final despierto entre los chistes de Celtigar algo molesto, mientras me arreglo para seguirlo... Una noche mas ha pasado y poco a poco mi magia se restaura aunque aun no puedo lanzar un hechizo basico y es molesto pero podre defenderme...
Lastimosamente la amenaza no tardo mucho tiempo en aparecer, un nuevo caballero Elemental habia aparecido ante nosotros y al parecer solo me buscan a mi por mi insolencia ante Jubail... Pero es triste, porque el unico que morira en esta piramide... Es el.
-No le tengo miedo a ningun guerrero esclavo de los Dioses... Que mis acciones te liberen de su control y te lleve a la muerte. -Dije con un tono serio en mi voz mientras agarraba unas canicas... Aun tengo varias pero si esto sigue asi me quedare sin mi principal fuente de luchar contra estos bastardos... La apreto con fuerza mientras la lanzo hacia su direccion, empezando a crear un vortice de Aire poderoso que lo rodea, como una clase de prision de aire empezando a hacer que la tarea de respirar adentro sea casi imposible, si es un guerrero de fuego eso significaria que... No tiene salvacion.
Volver arriba Ir abajo
Dobiwoman
Mod
Mod
avatar

Mensajes : 658
Fecha de inscripción : 28/06/2014
Edad : 20
Localización : En la concha de tu madre

MensajeTema: Re: Las arenas traicioneras de una tierra lejana [Priv.Tomato]   Dom Jun 05, 2016 5:24 pm

Las llamas del caballero se extinguían dentro de la prisión de aire, igual que su vida. Sin oxigeno no hay fuego; sin oxigeno no hay supervivencia. Las tres columnas de fuego cobraron vida y buscaron socorrer a su invocador... inutilmente, fueron también tragados por el vortice. Sir Iladir de las tierras de Gardean acabó muerto, asfixiado por la dichosa prisión pero este no era su fin. La prisión se disipó. Un aura anarajada rodeó el cadaver del difunto caballero. Una gran llama de fuego comenzó a carcomer el cuerpo y cual ave fenix, resurgió entre las cenizas. Su misión era clara: exterminar a Asthar Alarion. Lo rodeó con su lazo infernal y comenzó a estrujarle todos los huesos. Con su otra mano expulsó un poderoso torrente de magma para entretener a la bruja, evitando que intervenga en la pelea.

_________________
Soy tu zorrita bien ardiente papi
Volver arriba Ir abajo
Tomatoide
Rolero experimentado
Rolero experimentado
avatar

Mensajes : 582
Fecha de inscripción : 28/06/2014
Edad : 17
Localización : In llur jart

MensajeTema: Re: Las arenas traicioneras de una tierra lejana [Priv.Tomato]   Jue Jun 09, 2016 6:30 pm

Por unos segundos habia imaginado que la batalla ya estaba decidida, pero fue una negligencia mia el no haber borrado toda su existencia cuando tenia la oportunidad... Ahora enfrentarme a este monstruo es un problema mayor, y mas cuando me esta sofocando de esta manera tan horrible con ese latigo infernal... Empezaba a sentir dolor y dejar escapar una cantidad de gritos poderosos, demostrando de que me esta doblegando.
-¡Maldito guerrero de Jubail... MUERE DE UNA VEZ! Grite, mientras mis ojos se tornaron color diamante y emanaba una gran aura... Era un aura de dragon, que me empezaba a dar mas fuerza para resistir estos ataques, en lo con fuerza disloco los huesos de mi mano derecha para poder liberar esta mano y agarrar mi esfera mas poderosa...
-¡Melleah, deja de usar tu magia en este momento o moriras... Por favor! Grite mientras que con mi mano izquierda aun atada agarre mi brazo derecho, mis huesos aun con la fuerza de dragon estan sufriendo pero puedo luchar... Al tener mi brazo agarrado, aprieto esa esfera y en el centro de mi mano se crea un vortice apuntando hacia el guerrero elemental... Que con una gran fuerza empezaba a absorverlo y mientras mas pasaban los segundos, mas fuerte se hacia la potencia de este mismo vortice... Aunque mi brazo derecho empezo a agarrar un tono de piel negro, llegando casi a la zona de los hombros inutilizandolo por la cantidad de energia que tiene que soportar mi brazo aun sin poder utilizar magia... Estoy en aprietos si no saco esta energia oscura de mi brazo.
-¡DESAPARECE! Le grito, mientras el vortice empezaba a absorver todo en su direccion.
Volver arriba Ir abajo
Dobiwoman
Mod
Mod
avatar

Mensajes : 658
Fecha de inscripción : 28/06/2014
Edad : 20
Localización : En la concha de tu madre

MensajeTema: Re: Las arenas traicioneras de una tierra lejana [Priv.Tomato]   Jue Jun 09, 2016 10:50 pm

Melleah se mantenía protegida con una gruesa barrera de arena que, ante el intenso calor de la lava, se convertía en vidrio. Henry, tan inutil como siempre, procuraba mantenerse detras de la bruja, por si salta un chispazo  y terminaba hecho cenizas. A la doncella de Rhys le dolía no poder ayudar al etheita, un minimio desvio de energía podria traducirse como morir de una manera horrible. No dudo ni un segundo en seguir la orden de Asthar, desactivó la barrera y cerró los ojos, esperando que ocurriera lo que iba a pasar.
El vortice desvió el chorro de lava hacía él y con su fuerza abismal devoró al guerrero elemental. La bruja tuvo que darle uso a sus poderes para que ninguno de los tres sea comido por el agujero negro, tentaculos de arena fortificada los mantenía atados al suelo. Junto a Illadir se fueron también los restos calcinados de los bedouen y, para lamento de ellos, las espadas de oricalcos y las extrañas runas que el propio Gallywix les dió. ¿Ahora cómo hacian que un dragon vaya con ellos desde Shazdar hasta Kaer Maga? Era un misterio. Melleah ayudó a levantar a un Asthar cansado y adolorido por tanto castigo. Posó sus suaves manos sobre las mejilla del mago negro y escuadriñó su rostro. Le dio un beso para endulzar un poco su dolor y le echó un vistazo al brazo necrotizado con cierto horror.


- Dejame que te lo cure porque empeorara con rápidez.

Apretó con fuerza el brazo carcomido del mago, sin importar que le duela. Cerró los ojos para concentrarse. La energía oscura pasaba de un brazo a otro y la bruja lo absorbía sin problemas. De a poco la piel recuperaba su color original y el brazo, su movilidad. Esto no significaba que su extremidad derecha estuviera completamente sana, sentiría un molesto ardor en los huesos que desaparecería con el tiempo.

- En menos de un día ya nos enfrentamos con dos de ellos. Me estan empezando a hartar, la verdad.

- Y no pararan de venir hasta que Asthar muera o se vaya de Serkonos... y ceo que Jubail quiere que ocurra lo primero.

- ¿Piensas que podemos seguir aguantando todo esto?

Melleah esbozó media sonrisa

- Los dioses también nos sonrien a nosotros, Henry Celtigar. Y no te olvides que dentro de poco tendremos a un dragón de nuestro lado.

Recordarle a Henry que dentro de no mucho tiempo va a estar frente a frente con un dragon no lo animó demasiado.

- ¿Y sabes si dentro de la piramide habra muchas trampas o maleficios?

Tuvo que pensar para dar una buena respuesta.

- Trampas habra muchas pero ninguna funcional. El tiempo arruia los mecanismos y engranajes. ¿Maldiciones? Quizas sí, quizas no. A los Reyes Funerarios no le gustaban mucho que sean molestados en su eterno letargo y si eso le sumamos sus gustos por la magia, es probable que hayan muchos maleficios aunque varios seran "inofensivos", siempre y cuando esten cerca mío.

- No es lo que me gustaría escuchar pero bueno, ya estamos metidos en este embrollo

Antes de adentrarse a las ruinosa piramide, ella conjuró dos esfera de luz que servirían como iluminación. Se le vio hacer a Henry algo completamente insolito; le dedicó dos pequeñas plegarias a su medallon por protección. Del tobillo agarró un puñal oculto que lucía costosos detalles de oro y rubí .
Dentro de la piramide existía un ambiente denso; apenas se podía respirar comodamente con aquel aire polvoriento. El hedor a muerte y antigüedad hostigaba las narices de nuestros protagonistas. Henry no aguantaba las arcadas y Melleah estaba asqueada por la energía que había detras de las paredes y en el interior de las estatuas sin rostro (el propio tiempo les borró las caras y les arrancó un par de extremidades)
Los jeroglificos inscriptas en los pasillos derruidos por los que recorrían eran interesantes. Melleah hacía una ademán de leerlas pero no podía, sea porque estaba ilegibles o era un dialecto que desconocía. Lo que si se entendía claramente eran las ilustraciones cuyos pigmentos todavia conservaba su intensidad. "Fueron mezclados con distintos ingredientes arcanos para que los coloreas sean tan eternos como los Reyes Funerarios" susurró la bruja en frente de un mural que representaba la grandeza de un rey olvidado y su dominio sobre las "ratas del oeste", una linda manera de llamar a la gente del Continente Central (Ethet, Cohal, Nártidan, etc).  
Solo tenían que pasar por unas escaleras que descendían a la Recamara del Faraón, donde Melleah sentía la presencia del dragón... y de otras cosas todavia más sombrías. En medio del descenso las esferas de luz comenzaron a titilar. Melleah y Asthar sintierón un fuerte escalofrío, acompañado de un amargo sabor de boca. ¿Sera la presencia de un Rey Funerario o el truco de un viejo dragón que ya los sintio?

_________________
Soy tu zorrita bien ardiente papi
Volver arriba Ir abajo
Tomatoide
Rolero experimentado
Rolero experimentado
avatar

Mensajes : 582
Fecha de inscripción : 28/06/2014
Edad : 17
Localización : In llur jart

MensajeTema: Re: Las arenas traicioneras de una tierra lejana [Priv.Tomato]   Lun Jun 13, 2016 6:40 pm

Una vez habia eliminado al maldito elemental ese no pude evitar caer de rodillas, no podia sentir mi brazo, ni siquiera podia mover el brazo debido a la cantidad de magia negra que soporto mi brazo cuando soy un ser no-magico y esto es demasiado para mi... Pero no debo de rendirme, no me rendire.
Pude sentir el afecto de Rhys y eso en si fue lo que me devolvio a la realidad y me saco de mi burbuja mental, en lo personal pude sentir mucho dolor cuando empezaba a succionar esa energia oscura de mi cuerpo pero no importaba... Podia soportarlo, he soportado cosas peores... Solo...
-..No queda... Mas que avanzar rapido... Dije con mucha molestia, en ningun momento desactive mis habilidades entregadas por el alma de Igran, de algo estoy seguro es que sin esto estare en grandes aprietos... Igran, dame tu fuerza.
Al sentir ese efecto en mi cuerpo, mis ojos brillaron con mas intensidad... En lo personal puedo observar en la oscuridad sin problemas pero al parecer algo nos esta esperando.
-Si aparece un enemigo nuevo... Quiero que salgan sin dudarlo dos veces, yo me encargare de esa amenaza, y no voy a aceptar ningun "pero" desde este momento, he dicho. Mientras segui descendiendo yo solo aun si ellos se habian detenido... Estoy cerca de terminar esto, yo puedo... Yo lo lograre, aun si lo logro solo.
Volver arriba Ir abajo
Dobiwoman
Mod
Mod
avatar

Mensajes : 658
Fecha de inscripción : 28/06/2014
Edad : 20
Localización : En la concha de tu madre

MensajeTema: Re: Las arenas traicioneras de una tierra lejana [Priv.Tomato]   Sáb Jun 18, 2016 1:17 am

Melleah no aprobaba el hecho que Asthar vaya solo a enfrentarse contra un dragón pero ya estaba demasiado lejos como para hacerlo que vuelva y Henry hizo el esfuerzo de hacer que la bruja entre en razón.
Al final de la largas escaleras se encontró con unas puerta macizas de bronce hechas anicos; eran las entradas de la cripta del faraón, ergo era la guarida del dragón. Como avisó, el Alarion se adentró solo a la espaciosa habitación. Pobre de él... A su espalda las puertas se reconstruyeron, sellando la salida. El ambiente se volvio todavia aún más denso, era casi imposible respirar. Tenia toda una montaña de monedas sobre sus pies y en la oscuridad podía distinguir estatuas, trofeos de guerra y cofres llenos de riquezas; esa era la principal causa de por qué la cripta era tan grande, era necesario para aguardar toda la fortuna del difunto faraón sin nombre.
Una voz de inframundo retumbó en sus oidos. Le era muy familiar...


- ¿Tanto te molestaba venir acompañado, estúpido terco?  

Darius apareció a su lado. Seguia teniendo el mismo aspecto calaverico pero esta vez con un destello carmesí en sus vacias cuencas oculares.

- Tuviste que huir cuando te avise, cuando tenías la oportunidad, Asthar... pero ya es demasiado tarde, mira a que te vas a enfrentar.  

Donde tendría que estar la ataud del faraón descansaba los restos mortales de un dragón, al lado de una decena de huevos petrificados, era su descendencia muerta. Pero la bestia reanimó con fuerza. Era un cascarón vacio controlado por un tipo de energía abisal frenetica, indomable, más violenta y pura que la que poseía Asthar por sus venas. El dragón (o la cosa que controlaba al dragón) exhaló una gran rafaga de fuego negro en direcció hacia ellos. Darius creó una barrera protectora para detener el ataque pero la energía del Vacio con la que estaba imbuida las llamas carcomía la protección rapidamente. El oro del suelo y de los cofres se derritió en segundos ante tanto calor; ardientes piscinas doradas de oro liquido se formaban alrededor de ellos. Darius empujó a Asthar hacia la derecha a la vez que desactivaba el escudo que ya iba a ceder. Evito ser devorado por el fuego abisal con astucia; se transformó en una niebla oscura para moverse a un costado con facilidad. El dragón siguio vomitando llamas abisales al mismo tiempo que los huevos petrificados comenzaban a eclosionar, saliendo de ellas abominaciones de otro mundo

_________________
Soy tu zorrita bien ardiente papi
Volver arriba Ir abajo
Tomatoide
Rolero experimentado
Rolero experimentado
avatar

Mensajes : 582
Fecha de inscripción : 28/06/2014
Edad : 17
Localización : In llur jart

MensajeTema: Re: Las arenas traicioneras de una tierra lejana [Priv.Tomato]   Jue Jun 30, 2016 7:02 pm

No me importa en lo personal lo que ellos piensen. Pero esta es mi mision, ellos desde el principio quizas solo han sido herramientas para facilitar mis objetivos sin duda alguna... Aunque quizas no los considere como herramientas y los he empezado a ver mas como mis colegas, pero no importa... El motivo por el cual decido luchar solo es para aumentar mis habilidades... ¿O acaso habra otro? No, no puede.
Es imposible.

Habia llegado a la puerta y ya estaba preparado... Una vez paso de la puerta, pude sentir un terrible escalofrio, cuando la puerta se reconstruyo pude reconocer una cosa: Siento que esto de alguna manera era una trampa para mi. Este lugar alguien lo ha designado para que sea mi tumba... ¿Pero quien puede estar un paso adelante mio? ¿Sera humano? ¿Elfo? ¿Quizas Enanos? No... No puede ser.
-Darius. Fue lo que dije al escuchar su voz, su presencia me da intriga pero no puedo hacer muchas preguntas al ver el panorama que tengo enfrente... Los seres del Vacio han tomado el control aqui y al ver este terrible escenario pude sentir algo que no habia sentido durante mucho tiempo... Algo que me ayudara a mantenerme vivo...
-Tenia tiempo de no sentir el miedo... Que habia olvidado lo horrible que era. Dije para mi mismo, ignoraba las palabras de Darius sinceramente... -¡Darius, explicame como mierda estos seres del Vacio han logrado vincularse a nuestro mundo de esta manera, que esto no es normal maldita sea! Decia mientras evadia las llamas abismales del dragon y me encargaba de enfrentarme a los seres que han salido de los huevos eclosionados... Evitaba no mantenerme en movimiento, un corte y escapar, un corte y escapar... Si dejo que me rodeen es mi final, un corte en la cabeza para partirlos en dos... Antes de atacar usando una esfera la coloco en mi espada y esta la absorve, logrando un efecto de espada de Luz sagrada que me ayudara en estos momentos pero no logro entender... ¡¿Que mierda esta pasando aqui?!
-¡Darius, esto no es bueno de mi decirlo pero... Dame tu poder prestado en esta batalla, no me importa lo que suceda despues, solo hazlo! Posesion, compartir sus vinculos magicos, quizas una habilidad temporanea... Nada de eso importa, este es un trato diabolico... Del cual no saldre bien librado, pero lograre descubrir mas cosas experimentando...
Volver arriba Ir abajo
Dobiwoman
Mod
Mod
avatar

Mensajes : 658
Fecha de inscripción : 28/06/2014
Edad : 20
Localización : En la concha de tu madre

MensajeTema: Re: Las arenas traicioneras de una tierra lejana [Priv.Tomato]   Dom Jul 03, 2016 3:04 am

Los cortes realmente no lograban aniquilara a esos individuos. Solo los relantizaba. Las mutilaciones lo único que hacia era inacapacitarlos temporalmente, el téjido regeraba con lentitud pero eficacia. La luz sagrada no era mas molesta que un antorcha. La energía del Vacio le era indiferente a lo bueno y lo malo, a lo negro y lo blanco, a la magia oscura y la magia sagrada. Es algo neutro y a la vez tan complejo que se asemeja a esta dualidad antagonica.
El miedo era un sentimiento que no percibia en Asthar desde que era un niño y cruel Darius jugaba con su mente infantil y fragil. Quizas sea eso lo que provoco que aceptara tomar su cuerpo... o también las posibilidades de ser destruido por esas bestias del abismo. La figura espectral de Darius se convirtió en una densa niebla oscura, que entró violentamente al cuerpo del mago negro por su boca. La cosciencia del mago fue traslado a otro lugar, a un plano astral cuyo arquitecto (nombre que recibe el dueño y creador de un plano astral) era el propio Darius.
El lugar no era como recordaba. De ser un mundo monocromatica donde solo existia el color negro pasó a ser una pequeña habitación aristocratica cuyas paredes estaban pintadas de color pastel. Ahora el acolito de Sithis tenía un aspecto parecido al que tenía en vida, antes de que muera traicionado por Zalek. Ojos dorados, piel palida, pelo claro y dueño de una belleza única. Asthar estaba sentado sobre un sillon rojo, igual que Brennian. Los separaba una mesa ratona de caoba, que tenía encima de ella dos tacitas de porcelana y una tetera plagada de hermosos detalles elficos. Darius tomó la tetera y se sirvio un dulce té rojo. Quedaría en la decisión de Asthar si también quería tomar té o no.


- Antes de todo te pido disculpa por expulsarte de tu propio cuerpo. Es la única manera para que yo pueda desplegar toda mi fuerza. De lo contrario, tu insconciente e Igran me molestarían como un globlulo blanco ataca a un virus.  

Bebio un sorbo del té.

- ¿Quieres saber el porqué de la presencia de estos monstruos? Yo sé la causa, pero primero empecemos por partes. Entre nuestro mundo y el misterioso Vacio existe una poderosa barrera, creada en los inicios de los tiempos por un dios olvidado, Jephre. Querían asegurarse de que nada de aquí pudiera ir para allá ni viceversa.

Humedeció de nuevo sus labios en la tacita. Con solo pensarlo, el Escorpion Dorado materializó dos porciones de una tarta de cereza, uno para cada uno. Creó también un tenedor para disfrutar la cremosa delicia que tenían sobre la mesa.

- Con el paso de los eones se formaron pequeñas fisuras, imperceptibles para los dioses. Uno de tus ancestros fue de los primeros en descubrir la existencia de las fisuras y a traves de ellas pudo realizar el pacto con el dichoso Dragon del Vacio que ahora tu familia usa como emblema. Estas "hendiduras dimensionales" son relativamente inofensivas... hasta que empezaron a agrandarse por culpa de un pariente lejano tuyo.

El rostro de Darius se le iluminó con una sonrisa picarona que otra vez hacia recordar a Asthar a su no tan buena infancia.

- Por las grietas se filtra del Vacio energía salvaje, tan pura y concentrada como un vodka enano, y se dispersa por todo este viejo continente, causando caos, muerte, creando abominaciones como las que acabas de ver y enloqueciendo a pobres infelices que osan pensar que pueden dominar tal energía. Y tú no hiciste nada más que avivar estas fuerza usando indiscriminadamente la magia abisal.

Su mirada inquisidora siempre fue la mejor arma de Darius, no existian hechizos o espada que lo superaran. E intimidaba todavia más con sus ojos dorados.

- Pero magia no es lo único que se escapa a traves de las fisuras. Es probable que salgan a jugar un par de bestias y los susurros de los Primigenios...

---------------------

Mientras ellos hablaban, en el mundo real estaba ocurriendo la acción. La union Brennian-Alarion hizo que el cuerpo de Asthar sufriera muchos cambios. Sus ojos y su boca desprendian un incandescente brillo dorado. Dos protuberancias parecidas a alas de murcielago salieron de su espalda con mucho dolor. Su piel se endurecio y tomó un color grisaceo, parecido a la roca volcanica. Por sus venas ya no corría sangre sino magma pura, que se podía ver sin necesidad de magia cómo fluía por todo el cuerpo. No falta decir que su temperatura corporal se asemejaba al corazón de un volcan. La ropa ya solo era cenizas y no quedaba rastro de ningun tipo de pelo en su cuerpo. Tan rápido como termino la metamorfosis, empezó la masacre. Del suelo brotó grandes masas de un viscoso liquido negro. De ese líquido se formaron los violentos y leales drukach. Por una seña dada por el Asthar poseido, los drukach se volvieron invisibles y comenzaron a aniquilar a las abominaciones. Asthar aceleraba un poco el proceso liberando varios geisers de lava. Para llegar al dragón se abrio paso a golpes, un simple rose con su cuerpo calcinaba al contrincante. Quería estar lo suficientemente cerca como para usar las alas y caer sobre el dragon revivido. Hablando de él, la bestia era distraida por un par de drukach que lo molestaban con ataques breves y retiradas astutas.
 


OFF: Tomato, si queres podes retomar el control de tu cuerpo o quedarte en le plano astral tomando tecito con Darius. Y sí, Asthar pela2

_________________
Soy tu zorrita bien ardiente papi
Volver arriba Ir abajo
Tomatoide
Rolero experimentado
Rolero experimentado
avatar

Mensajes : 582
Fecha de inscripción : 28/06/2014
Edad : 17
Localización : In llur jart

MensajeTema: Re: Las arenas traicioneras de una tierra lejana [Priv.Tomato]   Lun Jul 04, 2016 6:41 pm

Era algo inevitable, si no le entregaba mi cuerpo a Darius estoy seguro de que incluso el con su gran poder oscuro no lograria enfrentar con exito a estos seres del Vacio. Una magia tan compleja no es facil de vencer, y menos cuando soy un ser no-magico, mi muerte ya estaba casi firmada.
Claro, morir no es algo que yo desee actualmente y menos por Galliwyx. Lo que hice fue lo mas correcto. Fue la decision logica. No quiero morir por estas bestias sin mi magia, aunque ser expulsado de mi propio cuerpo no es algo que yo desee disfrutar seguido, ya que es muy molesto... No tengo coneccion alguna con mi cuerpo, ahora Darius (O sus instintos asesinos) lo controlan.
Aunque claro, Darius es el tipo de bastardo que se aprovecho de mi debilidad mental hasta que logre defenderme con el poder que el me enseño, pero el mundo ahora ha cambiado... Incluso su apariencia. ¿Asi era Darius cuando era un humano? Que interesante. Pero soy su invitado, asi que siguiendo las reglas de cortesia decido tomar el tè con el.
-Podias avisarme antes, pero supongo que es inutil... Nunca preguntas, solo haces las cosas. Dije, con cierto tono de enojo mientras le daba un sorbo al tè.
Prestaba atencion a su historia en silencio, mientras le daba elegantes mordiscos a la tarta, aunque eran mordizcos rapidos que acabaron con su existencia rapido... Me encanta lo dulce.
-Vaya... Mi familia desde hace mucho tiempo siempre crea controversia, que molestia. Dije, me molestaba un poco el verle su rostro, ya que no me trae buenos recuerdos y solo me dan ganas de partirle la cara en mil formas.
Al escuchar que parte de esto es mi culpa, mas su mirada le regreso una mirada del mismo tiempo... Yo jamas me dejaria volver a amenazar de el. Al final de cierta manera soy su aprendiz... Conozco algunos de sus trucos lo suficiente para que no me afecten; Y ese es uno.
-Espera, ¿Susurros de los Primigenios? He escuchado eso antes, pero solo pequeñas leyendas entre magos oscuros de corazon... Hablame mas. Le dije, con cierta mirada intrigante... Intentando leer mas alla de sus ojos: el espejo del alma.-------------------
Por el momento roleemos esto, de alli me encargare de rolear al Ashtar pela2
Volver arriba Ir abajo
Dobiwoman
Mod
Mod
avatar

Mensajes : 658
Fecha de inscripción : 28/06/2014
Edad : 20
Localización : En la concha de tu madre

MensajeTema: Re: Las arenas traicioneras de una tierra lejana [Priv.Tomato]   Dom Jul 17, 2016 5:52 pm

Darius dudaba realmente que Asthar conociese sobre los Primigenios. Si ni siquiera muchos dioses saben sobre la existencia de estos, ¿Cómo un puñado de magos negros lo saben? ¿Habran visto a traves de las fisuras lo que contiene el Vacio o seran puras estupideces? La respuesta se acercaba más a la segunda opción

- No es una cosa, es una forma figurada de hablar sobre la imperceptible pero poderosa influencia de los Antiguos que se esta filtrando por las grietas dimensionales a nuestro mundo. Enloquecen, esclavizan y corrompen a todo infeliz que cae en sus redes. Inoculan ideas y actitudes a traves de sueños o "soplos de inspiración", haciendo que la pobre victima piense que las cosas que hace es fruto de su libre albedrio y no de la mente de "dioses" anteriores a la creación del Universo. Sus victimas favoritas son los imbeciles que juguetea con el flujo arcano del Vacio como tú.

Terminó su té rojo y a los segundos volvio a servirse de nuevo. La tetera todavia permanecía caliente.

- ¿Supongo qué no sabes realmente lo que son los Primigenios, no? Olvidate de todas las cosas que escuchas y presta atención. Te daré una rápida clase de teología porque lo necesitaras.
Antes de que existiera nuestro Universo los ilustrados creen que no había absolutamente nada pero se equivocan. Sí, no existía la luz ni oscuridad, solo la no-materia cubría toda la nada misma. Y sobre eso reinaban los Antiguos, los Primigenios, los Eternos, los Dioses de la No-Existencia, entes tan poderosos como una deidad. Creaban y destruían mundos para entretenerse, no dejaban ningun rastros de los mismos. Tambien dieron origen a las primeras formas de vidas no organicas existentes, los Colosos*, de los cuales entre ellos salieron los Cuatro Señores Elementales.


Hizo una pequeña pausa para sacarle una tajada a su porcion de pastel. Prosiguio.

- Todo esto atrajó a los Creadores: Khazum, Jephre y Amon. Con la ayuda de los Señores Elementales, le declararon la guerra a los Primigenios para acabar con su constante caos y tiranía, y poder construir el tan anhelado Cosmo. La propia guerra duró eones y podría haber durado mucho más si los Antiguos no luchaban entre sí.

Bebió un sorbo del té. A Darius se lo notaba un poco incomodo. Como si no le gustase hablar de ese tema o como estuviese ocurriendo algo no muy bueno en el mundo real.

- Los Creadores salieron victoriosos pero tenían un problema. Ellos no podían destruir integramente a los Antiguos, eran demasiados poderosos. No tuvieron más opcion que encerrarlos en una parte del Universo que permanecía intacta por los Creadores. Su nombre era el Vacio y a partir de ese momento se convirtio en la prisión cosmica de los Eternos, el basural interdimensional de todos los mundos y el lugar donde los dioses tiran sus creaciones fallidas o experimentos indeseados.  

Se levantó de su asiento. En un abrir y cerrar de ojos Asthar y Darius estaban en el salon principal del hogar ancestral de los Alarion. Al lado de la chimenea y debajo del escudo de armas se veía una estatua de obsidiana de un Dragon del Vacio. Su aspecto era bastante realista. La figura cobró vida ante la presencia de Asthar y se inclinó, presentando sus respetos.

- Ellos quieren salir, Asthar. Quieren probar de nuevo lo que es la libertad pero una antigua maldición los mantiene atados al Vacio... aunque esto no impide que no puedan arrasar con nuestro mundo. Por eso, los Creadores hicieron todo lo posible para permanecer en secreto la existencia de los Eternos. Todo fue en vano. A la larga Amon se corrompió y se convirtio en el primer dios oscuro, Jephre desapareció para siempre y Khazum hizo el peor error de su vida: crear a la humanidad. Actualmente la existencia de los Primogenios es un secreto a voces, un secreto mal guardado que algunos lo usaran a su favor.  

Una intersante pregunta apareció en la cabeza de mago negro: ¿Cómo demonios sabía Darius todo eso? La precisión y claridad con la que contaba tales hechos llamaba mucha la atención.

- Cambiando de tema, ¿Confías en Melleah? ¿Confías en el Celtigar? ¿Y en Lord Gallywix? ...¿Confías en Blanche?

OFF: Los Colosos son los gigantes elementales OP que aparecieron en Tormenta y estaban encadenados en el Inframundo. Y los Señores Elementales son los cuatro logis de siempre: Ragnaros(Fuego), Geryon(Agua), Eohl(Viento) y Therazane(Tierra)

_________________
Soy tu zorrita bien ardiente papi
Volver arriba Ir abajo
Tomatoide
Rolero experimentado
Rolero experimentado
avatar

Mensajes : 582
Fecha de inscripción : 28/06/2014
Edad : 17
Localización : In llur jart

MensajeTema: Re: Las arenas traicioneras de una tierra lejana [Priv.Tomato]   Mar Jul 26, 2016 7:26 pm

No pude evitar reirme un segundo ante las palabras de Darius, ¿Victima yo? Que estupidez... Aun cuando haya un poder superior al mio y los Primigenios me intenten utilizar... Solo es cuestion de dominarlo... Obtener un poder que logre dominar incluso a la misma oscuridad eterna del Vacio... Un poder definitivo.
Aunque claro, sus palabras me dejaban en que pensar... Pero claro que tengo que hacerle caso mas a sus palabras que a otro idiota con magia oscura, pero hay algo que me deja mucho en que pensar, algo que no esta bien en todo lo que dice... Y de hecho parece incomodo ahora que observo bien a Darius, ¿Que sucedera? El conocimiento es poder... Y esto que me esta entregando seria como una explosion asesina en esos terminos...
Al encontrarme en mi casa y que el dragon del vacio me saludara hago lo mismo sin importarme si es el verdadero o no, pero hay algo que no esta bien.
-De cierta manera algo me dice que este conocimiento me lo estas entregando solo por saciar mi conocimiento... ¿Que planeas con esto Darius? Hay algo en tus palabras que hace que mi curiosidad por esto aumente... Como si esperaras que investigara por mis medios esto, aunque seria inutil y lo sabes. -Dije con total tranquilidad mientras me sentaba en un sillon de pieles de animales exoticos, la pregunta de Darius hizo que enarcara una ceja y me dejo sin palabras por unos segundos... ¿Confio en ellos? En Galliwyx son solo mas que negocios, para el solo soy una clase de peon super-poderoso que puede utilizar para sus objetivos... Mientras me hago mas fuerte.
-¿Porque deseas saber eso, Darius? -Le pregunto con cierta molestia y un intento de control por evitar mirarlo de manera enojada, como si sintiera que el desea hacerles algo... -El Galliwyx solo tiene negocios conmigo... El Celtigar es un buen hombre sin duda alguna que merece respeto, Melleah... Melleah es una buena mujer, muy poderosa sin duda alguna y Blanche... Me pongo en una posicion pensativa juntando mis dos manos, observandolo fijamente. -Darius, ellos tienen mi aprecio, y quizas mi confianza... Pero sabes que en lo unico en lo cual confio verdaderamente es en mis habilidades y en mi mismo pero... "Pero... de cierta manera quiero confiar en ellos, quisiera confiar en ellos pero no estoy seguro si deberia... ¿Eso seria lo correcto?Estoy indeciso... Solo habia experimentado esto con Mireia, quien tiene o tenia mi confianza pero no estoy seguro de que deberia ser..."
Volver arriba Ir abajo
Contenido patrocinado




MensajeTema: Re: Las arenas traicioneras de una tierra lejana [Priv.Tomato]   

Volver arriba Ir abajo
 
Las arenas traicioneras de una tierra lejana [Priv.Tomato]
Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba 
Página 4 de 6.Ir a la página : Precedente  1, 2, 3, 4, 5, 6  Siguiente
 Temas similares
-
» tierra de espectros en la tierra (poveglia Italia/ priv. espectros)
» LO QUE ME REGALÓ LA MADRE TIERRA ESTE DOMINGO
» duda toma tierra compartida en previo de phono
» custom de tusken raider o morador de las arenas por aleisterlovage
» La tierra es de quien la trabaja

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
Leyendas del roleo :: Rol :: Rol de Fantasía-
Cambiar a: